Viña del Mar: una calle de otra época

A pasos del metro Baquedano, 18 viviendas dan vida a una calle muy particular que sorprende y saca de lo cotidiano a las personas que generalmente caminan fijando su mirada en el suelo.

La calle Viña del Mar fue declarada como Zona Típica por el Consejo de Monumentos Nacionales en el año 1997. Este lugar se caracteriza por poseer casas de estilo inglés, todas de dos pisos y ordenadas linealmente, resultando muy llamativas a la vista.

Parte de la vereda sur de la calle Viña del Mar.

De diferentes colores pero siempre siguiendo el mismo estilo como podemos ver en la fotografía, las mayoría de estas casas ya no son viviendas personales, sino que tienen un uso comercial y empresarial, y es triste pensar que muchas de ellas son usadas como oficinas.

Construcción lineal que demuestra el modelo inglés.

Al caminar por la particular calle vino a mi mente inmediatamente una conocida serie inglesa llamada “Skins”. Por un momento me sentí dentro de uno de sus episodios, y es esa magia la que me hará volver continuamente a simplemente observar estas casas.

Casi llegando a la mitad de este conjunto de viviendas me encontré con una casa puente que nos conecta con la calle José Arrieta. En su interior las paredes están completamente cubiertas por un mural de mosaicos.

Casa puente que conecta ambas calles.

Pasar por dentro de la casa puente es totalmente recomendable: las imágenes fabricadas con mosaicos llaman la atención y dan ganas de tomar fotografías y tocar el relieve de los muros.

Calle José Arrieta, la cual intersecta la calle Viña del Mar.

Para llegar a la calle Viña del Mar debes bajarte en el metro Baquedano, y desde ahí caminar por Av. Vicuña Mackenna hacia el sur, pasando las calles Arturo Burhle, Almirante Simpson y Eulogia Sánchez.

Las plantas se toman esta casa.

 

Un cambio de look con las “tres B”

Con la intención de generar un cambio de look en un amigo, estuve en busca de una barbería que nos ofreciera un buen servicio a un buen precio.

Así fue como llegamos a Chiappes’s Barbería un local que se caracteriza por la buena atención de los barberos y un grato ambiente.

Chiappes’s Barbería por fuera.

Para llegar al lugar tomamos la micro D03 que nos dejó en Av. Condell con Sta Isabel, desde ahí caminamos por la Av. Condell hacia el norte hasta llegar a la numeración 1137, ahí se encuentra la “Strada Italia” y en su interior hay variados locales, entre ellos la barbería.

A las afueras de la galería esta situado este letrero que te muestra el descuento del día.

Al entrar, los barberos nos atienden agradablemente y nos ofrecen algo para tomar: cerveza, té, café o un whisky son las opciones.

Bar de cervezas y whisky dentro del local.

Luego de recibir una cerveza y calmar los nervios de mi amigo comienza el corte de pelo, mientras en un televisor pasan diversos videos musicales.

La decoración de la barbería llama mucho la atención y te deja mirandola por varios minutos, te entretiene y muestra la identidad del lugar.

Decoración del lugar

El aire acondicionado, la buena conversación y la decoración hacen que la espera se haga mucho más amena.

Corte tras corte y con el sonido de la máquina de pelo siempre presente el pelo va cayendo y un nuevo corte se va formando.

barbero en acción

El lugar es pequeño y rodeado de otras tiendas, que en su conjunto ofrecen un zona de fumadores en la parte de atrás de la galería.

Conversando con las barberos y contándoles cuánto tiempo nos costó llevar a nuestro amigo a un lugar para que se hiciera un cambio de look se no pasó el tiempo volando.

Finalmente, cuando el barbero nos indica que ha finalizado y mi amigo se para de la silla, nos damos cuenta que el cambio era totalmente necesario, intentamos poner cara de asustadas para que se preocupe, pero al instante se da cuenta que es solo una broma.

La barbería además de cambiar el look de mi amigo hizo que recuperara su confianza y se sintiera mejor con él mismo.

Y como nada es gratis en esta vida el valor total fue de $9.500 un precio razonable dentro del rango y que pagamos a gusto tras ver el resultado: juzgue usted mismo.

Imagen del antes y después del corte de cabello.

Fantasilandia: adrenalina en la rutina

En el centro del Parque O’Higgins desde el año 1978 Fantasilandia entrega diversión a las familias chilenas y de todo el mundo. Es uno de los parques de diversiones más grande de Sudamérica y se ha vuelto uno de los lugares favoritos en Santiago para grandes y chicos.

Sus juegos provienen desde diversos países y están a la altura internacional, y aunque en su comienzo solo contaba con 8 atracciones hoy posee 39.

Juego Evolution, una de las principales atracciones del Parque.

El parque está dividido en secciones de: “adrenalina”, “familiares”, “Zona Kids” y “juegos pagados”.

Al recorrer el parque te das cuenta que los juegos más concurridos son los pertenecientes a “adrenalina”, aquí se encuentran juegos tales como, Tagada, Xtreme Fall, Raptor, Boomerang, Evolution, Top spin.

En el interior las personas siempre se mueven en grupo, ya sea de amigos o familiares y la pasan bien en todo momento.

También cuenta con locales de comida en su interior y venta de souvenir para todo público, haciendo más recordada la visita.

Tagada, una de las primeras atracciones del parque, el cual fue remodelado este año.

Panoramas Especiales

Fantasilandia se va reinventado año tras años, es por esto que siempre están inaugurando nuevos juegos y también haciendo eventos que llamen al público a vivir nuevas experiencias. El año pasado se realizó “Spring Fest, Diversión a todo ritmo”, evento que contaba con 30 atracciones disponibles y 3 bandas musicales, este año se busca repetir dicho evento. Para este año y específicamente los sábados del mes de mayo (6, 13, 20, 27) Fantasilandia ha preparado los “Sábados del terror” un evento que promete adrenalina y una experiencia espeluznante.

Precios y horarios

La entrada general tiene el valor de 13.990 (Sábado, Domingo y Festivos), niños (hasta 1.40 mts) 6.990 y tercera edad (mayor de 60 años) 6.990.

El parque está abierto sábados, domingos y festivos desde las 12:00 hrs hasta las 19:00 hrs.

En el verano el parque abre todos los días desde las 12:00 hrs hasta las 21:00 hrs

Además Fantasilandia cuenta con múltiples promociones y descuentos, como lo es el beneficio de cumpleaños. También cuenta con un pase anual que posee el valor de 29.990 (general) y 15.990 (niño y tercera edad) el cual se puede ocupar en todo el años excepto desde el 23 de octubre hasta el 31 de diciembre, debido a que en estas fechas el parque solo abre para eventos especiales de empresas.

Juego Tren Minero, uno de las ultimas incorporaciones al parque y pertenece a la sección “familiares”.

¿Cómo llegar?

Fantasilandia se encuentra a pasos del metro Parque O’higgins, posee dos entradas, la primera ubicada dentro del Parque O’higgins y la segunda en Avenida Beaucheff S/N.

Entrada principal al parque por Avenida Beaucheff s/n
Foto de Google Maps

Ahora solo queda disfrutar y recordar de la mejor manera la experiencia que nos brinda Fantasilandia.